Paseos por Cordoba,leyendas:Don “Diagazo”

26 de Marzo 046
Paseos por Cordoba,leyendas:Don “Diagazo”
No me extraña ni lo más mínimo la forma de ser y pensar de “algunos”cordobeses…si han estado bebiendo de estas fuentes durante siglos…
Don Teodomiro Ramírez de Arellano en sus Paseos por Córdoba: “Don Diego de los Ríos, conocido en Córdoba por don Diagazo, a causa de ser muy alto y grueso.
 
Dice la tradición que en el último tercio del siglo XVI dispuso la Ciudad hacer unas funciones de toros, encargando su dirección a don Diego, quien escogió el Campo Santo de los Mártires para celebrar aquéllas. Preparábase el terreno y multitud de carpinteros formaban los andamios cuando una tarde pasó aquél a presenciar los trabajos, probando a la vez los caballos que habían de presentarse en la lidia. Súpolo Ambrosio de Morales, acogido ya en el hospital de San Sebastián, hoy casa central de Expósitos, y en seguida se le acercó rogando a dicho caballero desistiese de la idea de dar semejante espectáculo en el lugar donde habían sido sacrificados muchos de los mártires de Córdoba.
26 de Marzo 044
 
Recibida su queja con desdén, siguió la prueba de los caballos, figurándosele a don Diego haber visto dibujarse una figura rara y amenazadora en el muro de la Inquisición; mas, sin hacer caso, invitó a sus amigos a que lo acompañasen al matadero con el fin de ver el ganado. Llegaron a tiempo que un toro, negro y muy bravo, derribaba a un diestro, y queriendo aquél evitar mayores males se lanzó sobre el animal con su caballo, dándole un gran golpe de palo en el testuz, lo que, lejos de intimidarle, arremetió el bicho, entrándole el cuerno por cerca del tobillo derecho, rasgándole hasta la mitad del muslo.
 
Con tan grave herida recogieron a don Diego de los Ríos y lo llevaron a su casa. Llamaron al doctor Calderón, uno de los médicos más nombrados de Córdoba, quien dijo a la familia que la herida era mortal y no había esperanza de salvación, diagnóstico que se cumplió a los dos días, tomándose como un castigo del cielo al menosprecio con que oyó las amonestaciones de Ambrosio de Morales.”
26 de Marzo 039

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>